PUBLICIDAD
banner standart-ByNature-SU_FozIguacu936

Copyright © 2017 Roldán & Asociados, S.A., todos los derechos reservados

REVISTA INFORTURSA

Timón, 18  / 28223 Pozuelo de Alarcón, Madrid / España 

info@infortursa.es

5 destinos para conocer lo mejor de África

July 13, 2018

El turismo creció en África en 2017 consolidando el repunte del año anterior en un 8%, según datos de la Organización Mundial del Turismo, registrando 62 millones de llegadas internacionales. La flora y fauna, reservas y tesoros geográficos hacen de África un destino

P. N. Greater Kruguer
Sudáfrica

Es uno de los Parques Nacionales de mayor extensión en el mundo y se sitúa entre los más famosos. Los safaris que son la actividad preferida por todos se hacen con vehículos 4x4 para encontrar evasivos animales que nunca son iguales y donde el factor sorpresa es el predominante. Alberga una gran diversidad de animales, además de los cinco grandes y es uno de los últimos refugios de poblaciones importantes de rinocerontes blancos y negros, que están en la en la actualidad al borde de la extinción, aglutinando al 80% de la población mundial de rinocerontes.


En el noroeste de Sudáfrica, el parque se localiza en la franja que limita con Mozambique y se extiende de norte a sur desde la frontera con Zimbabue hasta casi los límites de Zwazilandia.
El Gran Kruger posee una extensión de casi 2 millones de hectáreas y alberga poblaciones estimadas en 5000 rinocerontes blancos, 350 rinocerontes negros, 25000 búfalos, 2000 leones, 9000 jirafas, 3000 hipopótamos, 1000 leopardos, unos 12000 elefantes, 17000 ñues, 4000 jabalíes, 2000 hienas, y 170000 impalas entre tantas otras especies.
Su superficie se extiende por 60 kilómetros de ancho y 450 de largo, por lo que se necesitan varios días para recorrerlo, siendo recomendable que se haga con los rangers que son guías expertos. El alojamiento en lodges, permite realizar los avistajes de fauna de la mano de expertos del lugar que conocen el comportamiento animal.
La entrada al parque cuesta unos 20 dólares por persona y 7 por vehículo.

 

Mauricio
Grand River
 
En Mauricio puedes navegar por el Grand River, nadar y bucear bajo su cascada en lo que para muchos ha sido una experiencia inolvidable o bucear en  Rempart-Serpent a 20 o 25 metros de profundidad con un muro donde existe una gran cantidad de peces; junto con La Cathédrales, muestran todo un mundo submarino muy diferente al de la parte norte, que puede incluir el encuentro con tiburones pequeños y mantarrayas, aunque la actividad que más atrae al turista es la pesca deportiva del pez vela en la bahíca Grande River. Los amantes del surfing encontrarán su lugar idóneo en Tamarin, pequeño puerto de pescadores adosado a la montaña del Rempart.
Al oeste de Mauricio, encontrarás una interminable hilera de playas de arena blanca que se extiende por toda la costa, desde Belle Mare hasta Trou d’Eau Douce.  Están consideradas las más bonitas de Mauricio. Flacq es uno de sus pueblos más importantes y organiza uno de los mercados al aire libre más grandes de la Isla, siendo el trueque la norma dominante.

 

Playa de Mauricio 
 

Namibia
Salvaje y desconocida

En el suroeste de África, se esconde uno de los lugares más hermosos del mundo. Aquí podrás perderte y disfrutar de un destino tan salvaje como desconocido. La zona norte, alberga el Parque Nacional de Etosha, que es uno de los más grandes del mundo; en su interior conviven 114 especies de animales 340 de pájaros, 110 de reptiles y 16 de anfibios; verás leopardos, guepardos, leones, hienas, lobos de tierra, la mangosta más pequeña, elefantes, rinocerontes negros y blancos, cebras, jirafas y gacelas entre otras muchas especies como el avestruz, la avutarda o la garza imperial, además de la carraca, el pájaro nacional de Botswana, de hermosos colores.  Puedes pasar la noche en Halali, perfectamente acondicionado y con toda seguridad verás animales raros; en el desierto del Namib, considerado de los más viejos del mundo, encontrarás dunas espectaculares cercanas a las playas del Atlántico; Kalahari es un espectáculo plagado de arenas de tonos marrones y rojizos. El delta del Okavango es otro de sus grandes atractivos; ocupa 12.000 km2 y aquí verás auténtica vida salvaje con una escasa población local que vive básicamente de la industria turística; navega por sus canales en mokoro (embarcaciones locales), descubrirás manadas de elefantes, leones, hipopótamos y cocodrilos. El territorio de los osos marinos, que en su día era de 250.000 ejemplares, ahora reducido a no más de 50.000 es Cape Cross, y para terminar Skeleton Coast, una de las zonas menos accesibles de Namibia. Las playas no son muy atractivas por la baja temperatura de las aguas y las fuertes corrientes.

Turista que recorre en las dunas de Sossusvlei, en el Parque Nacional de Namib. Namibia


Zanzíbar
Tanzania

Se ubica a unos 25 kilómetros de la costa de Tanzania. Su costa es espectacular, con hermosas playas de arena con arrecifes de coral que se intercalan con pueblos de pescadores; algunas son tan tranquilas que desconocen lo que es el ruido. En la costa oeste es imprescindible la playa de Mangapwani; al este se encuentran las playas de Matemwe, Pwani Mchangani, Kiwengwa, Uroa, Bwejuu y Jambiani, todas de arena blanca. Entre las islas pequeñas ubicadas en alta mar, idóneas para excursiones de un día, está la isla de la Prisión (o Changu).
Zanzíbar tiene merecida fama de ser uno de los mejores lugares del mundo para bucear y las estructuras de arrecife de coral que rodean Unguja y Pemba aseguran la abundancia de la vida marina. La buena visibilidad a entre 20 y 60 metros y la temperatura promedio del agua durante todo el año de 27 ºC, garantizan el disfrute de la experiencia de buceo. Stone Town,  es la capital de la isla; en ella confluyen grandes manifestaciones artísticas en palacetes, jardines, fortalezas e iglesias, así como la huella de personajes ilustres como Livingstone o Freddy Mercury.

 

Restaurante The Rock en Machamwi Pingwe en Zanzibar

 

Marrakech
Sorpresa constante

Entre los lugares imprescindibles en Marrakech están el  Alminar de Koutoubia, minarete de 77 metros desde donde se realiza la “llamada al salah”, las cinco plegarias diarias a cargo del muecín que se dirige a los fieles de los cuatro puntos cardinales. A 176 kilómetros de Marrakech no hay que perderse Essaouira, ciudad Patrimonio de la Humanidad y última fortificación amurallada en las orillas atlánticas que recuerda mucho a Andalucía y es el paraíso de los aficionados a los deportes del viento por los vientos alisios. Es inevitable visitar las 170 tumbas saudíes que se dividen en varios mausoleos más, pero el de las doce columnas es el más famoso, con techos decorados con estucos de madera talladas y suelos de coloridos mosaicos. También son imprescindibles el Jardín Majorelle, sede del Museo de Arte Islámico que regaló a la ciudad el modisto francés Yves Saint Laurent y el Palacio en Badi, que está prácticamente en ruinas, pero se puede visitar en su interior el Minbar de la Koutobia, que fue fabricado en Córdoba, con madera de cedro. Adentrarse por los túneles subterráneos del palacio es para muchos una divertida experiencia.

 

Marrakech


 

Tags:

Please reload

¡Síguenos! :)
  • Facebook Social Icon
  • Instagram Social Icon
Notícias recientes
Please reload