PUBLICIDAD
banner standart-ByNature-SU_FozIguacu936

Copyright © 2017 Roldán & Asociados, S.A., todos los derechos reservados

REVISTA INFORTURSA

Timón, 18  / 28223 Pozuelo de Alarcón, Madrid / España 

info@infortursa.es

Conjuntos históricos en la Ruta del Duero

January 25, 2017

En Castilla y León encontrarás un gran número de ciudades y villas de gran riqueza natural y monumental; son los Conjuntos Históricos de esta región donde está viva la esencia de cada uno de ellos, lo que ha permitido la creación de diez grandes rutas que permiten recorrer los Conjuntos Históricos de Castilla y León: Camino de Santiago Francés, La Vía de la Plata, la Ruta del Duero, la de Carlos V, la Teresiana, el Canal de Castilla, el Camino de la Lengua, el de Santiago de Madrid, el del Cid y la ruta de Isabel. Hoy, nos centramos en la Ruta del Duero.

 

CATEDRAL  DE EL BURGO DE OSMA

De pasado Románico La Catedral de El  Burgo de Osma se levanta sobre un primitivo templo románico, del que conserva pocos restos y luce añadidos renacentistas, barrocos y neoclásicos, si bien, con un gótico dominante. Es Monumento Nacional desde el 3 de junio de 1931 y conserva unos magníficos capiteles con pasajes religiosos, siendo especialmente llamativo el de la sala capitular, donde se dramatiza la matanza de los Santos Inocentes.

 

El río Duero, la principal arteria que atraviesa Castilla y León de este a oeste por las provincias de Soria, Burgos, Valladolid, Zamora y Salamanca, posee un enorme atractivo paisajístico. Asociada a esta ruta, existe una rica y variada gastronomía y una oferta vitivinícola única que está amparada por varias denominaciones de origen, pero además, a estos recursos, se suma el encanto de sus conjuntos históricos, todos ellos junto a las riberas, ocupando lugares singulares. La ruta, que discurre por las provincias de Soria, Burgos, Segovia, Valladolid, Zamora y Salamanca, comienza en Soria y termina en Fermoselle; durante el trayecto, se puede enlazar con otras rutas de los Conjuntos Históricos. Comienza en Ágreda, que es la llamada “Villa de las tres Culturas”, donde se conservan antiguas fortificaciones árabes, como el torreón de la Muela y dos puertas califales, cristianas, con torreones defensivos así como la que se considera antigua sinagoga. Aquí puedes visitar el palacio renacentista de los Castejones (s. XVII) y las  iglesias de la Virgen de la Peña (s. XII), de San Miguel (s. XV), con torre almenada románica, la renacentista de San Juan, con portada románica, y la de Ntra. Sra. de los Milagros. En esta localidad es especialmente recomendable el Viernes Santo, fiesta de interés turístico regional.

 Berlanga de Duero 

Soria

Sus iglesias románicas de Santo Domingo, San Juan de Rabanera y San Juan de Duero son algunos de sus principales recursos arquitectónicos, como también las ruinas de San Nicolás, la concatedral de San Pedro con su claustro románico y la ermita de San Saturio, ubicada sobre una gruta visigoda. No te pierdas los palacios del Vizconde de Eza ni los de los condes de Gómara y de los Ríos y Salcedo. Pasea por el parque de la Alameda y participa en las fiestas de San Juan y en su entrañable Semana Santa. Yanguas es el siguiente punto de la ruta; una villa medieval que conserva restos de su antiguo castillo  y de su muralla, con dos puertas. La iglesia gótica de San Lorenzo y la renacentista de Santa María, forman parte de su riqueza arquitectónico, como la torre románica y  el puente sobre el Cidacos. De gran interés son también el actual ayuntamiento y el palacio de los Cereceda. Berlanga del Duero te sorprenderá por los importantes restos de su muralla y por  su castillo, con una magnífica torre del homenaje; también la colegiata de Santa María del Mercado y el palacio de los Marqueses de Berlanga. El Burgo de Osma, antigua sede episcopal, posee una magnífica catedral románica en origen pero reemplazada por la actual gótica. Otros edificios ineludibles son el Palacio episcopal, el hospital de San Agustín, el convento del Carmen y la universidad de Santa Catalina, que actualmente es un balneario. Su Semana Santa está declarada de interés turístico regional y  no debes perderte la gran tradición que se resume en las Jornadas de la Matanza.

 

San Esteban de Gormaz

Se conoce a esta localidad como la “Puerta de Castilla” y muestra los restos de un castillo musulmán, un puente medieval de 16 ojos y las primitivas iglesias románicas de influencia oriental, caracterizadas por sus galerías porticadas. En Langa de Duero, encontrarás la torre del homenaje de una antigua fortaleza así como un hermoso puente medieval sobre el Duero y  la iglesia de San Miguel Arcáncel que se reconstruye sobre un anterior templo gótico. Aquí encontrarás magníficas bodegas y lagares centenarios para conocer parte de la Ruta del Vino de Ribera del Duero.

 

Peñaranda de Duero

En Peñaranda de Duero se encuentra el bonito palacio de los Zúñiga Avellaneda y en arquitectura religiosa la excolegiata abacial de Santa Ana, el Museo de la Botica y el convento del Carmen; no te pierdas los restos de su muralla. Gumiel de Izán  es el siguiente punto de la ruta en plena Ribera del Duero; en su conjunto monumental destacan dos puentes romanos, la iglesia de Santa María y varios lagares y bodegas. En Vadocondes encontrarás dos históricas puertas, la de Burgos y la Nueva, que son restos de su antigua muralla y Haza aparece ante el viajero como el conjunto fortificado que es, de estilo románico, donde se integra la iglesia de San Miguel con un interesante retablo del siglo XVI. Estas localidades preceden en la ruta a Peñafiel, cuyo impresionante castillo edificado en forma de barco alberga actualmente el Museo Provincial del Vino. Su plaza medieval del Coso es de obligada visita y entre sus monumentos religiosos destacan las iglesias de Santa María, San Miguel de Reoyo y el convento de Santa Clara. En Fuentidueña, siguiente parada de la ruta, podrás ver un bonito puente medieval, un castillo y dos iglesias románicas. Simancas destaca por su castillo, que es sede del Archivo General, en su plaza Mayor y la fachada neoclásica del Ayuntamiento.

 

Castillo de Peñafiel  

 

Tordesillas, Toro y Zamora

En Tordesillas es imprescindible visitar el Real Monasterio de Santa Clara, antiguo palacio mudéjar y pasear por su Plaza Mayor y por las históricas casas del Tratado formadas por dos palacios unidos. Su Semana Santa, está declarada de interés turístico regional. En la cercana localidad de Toro no puedes perderte la colegiata románica de Santa María la Mayor, con su pórtico de la Majestad y las iglesias románico mudéjares de San Salvador de los Caballeros, ni la ermita de la Virgen de la Vega o sus bonitos monasterios. La Fiesta de la Vendimia y la Semana Santa, alcanzan una elevada participación. Zamora, conocida como la “Ciudad del Románico”, con su Semana Santa declarada fiesta de interés turístico internacional y sus bonitas iglesias no dejará de sorprenderte. Fermoselle, junto al Duero, es una bonita localidad de empinadas calles con interesantes restos de su muralla y una variada arquitectura religiosa y San Felices de los Gallego destaca por su medieval recinto amurallado y por su Fiesta del Noveno, de interés regional.

 

 Colegiata de Toro


La ruta completa que aglutina a los 122 Conjuntos Históricos  repartidos por las nueve provincias de Castilla y León, está impulsada por la Junta para potenciar y fortalecer el turismo en la Castilla y León, conforme a los ejes que establece el Plan Estratégico de Turismo de Castilla y León 2014-2018. Es la parte inicial de un nuevo planteamiento promocional que apuesta por el desarrollo  turístico a través de la cultura.

 

Más info: www.turismocastillayleon.com

 

 

Please reload

¡Síguenos! :)
  • Facebook Social Icon
  • Instagram Social Icon
Notícias recientes
Please reload